Saltar al contenido

22 de septiembre de 2020

Martes 22 de Septiembre de 2.020

Tiempo Ordinario/25º

Misal virtual de hoy AQUÍ

Evangelio:

San Lucas 8, 19-21

Si no puedes acercarte a Jesús, que le digan que estás aquí

19Vino (a Jesús) su madre con sus hermanos, y no lograron acercarse a Él a causa de la muchedumbre, 20y le comunicaron: Tu madre y tus hermanos están ahí fuera y desean verte. 21El contestó diciéndoles: Mi madre y mis hermanos son éstos, los que oyen la palabra de Dios y la ponen en obra.

Sagrada Biblia. Nacar-Colunga (1.944) 

“Palabra del Señor”

“Gloria a ti Señor Jesús”

Meditación:

Si no puedes acercarte a Jesús, que le digan que estás aquí

Tú, que eres pariente de Jesús, por estar bautizado, que eres hijo de Dios, llama a Jesús, y si te parece que no te oye, pide a otros que le digan que estás aquí y quieres hablar con Él. Eso es la intercesión.

Todos esos que critican a la Virgen María y a los santos, diciendo que porqué pedirles que intercedan por ti, no saben nada de lo que hace Jesús, Dios, que está siempre tan ocupado predicando, cuidando de los niños, ayudando a las mujeres y a los enfermos y ancianos, dando milagros aquí y allá.

Tú, como la Madre y los hermanos de Jesús hicieron, hazlo, pide intercesión a la Virgen María, Madre de Dios, a los santos, a los ángeles, para que le digan a Jesús que lo necesitas, que lo llamas, que te atienda.

Utiliza la Comunión de los Santos, porque Jesús, Dios, sigue estando muy ocupado predicando y ayudando a todos los necesitados.

Tú, bautizado, recuerda que eres pariente de Dios, de Jesús, por su Cruz, en la que murió por ti.

¡Llámalo a través de la intercesión de otros!, de los que están más cerca de Él, esos que lo están escuchando en este momento, todos los que están viviendo ya en el Cielo.

¡Ánimo!

¡Llama!

P. Jesús
© copyright