Saltar al contenido

7 de enero de 2020

Martes 7 de Enero de 2.020

Tiempo Navidad /3º

Misal virtual de hoy AQUÍ

Evangelio:

San Mateo 4, 12-17.23-25

Jesús sufre por Juan Bautista

12Habiendo oído (Jesús) que Juan había sido preso, se retiró a Galilea. 13Dejando a Nazaret, se fue a morar en Cafarnaúm, ciudad situada a orillas del mar, en los términos de Zabulón y Neftalí, 14para que se cumpliese lo que anunció el profeta Isaías, que dice:

15<< ¡Tierra de Zabulón y tierra de Neftalí, camino del mar, al otro lado del Jordán, Galilea de los gentiles! 16El pueblo que habitaba en tinieblas vio una gran luz, y para los que habitaban en la región de mortales sombras, una luz se levantó>>.

17Desde entonces comenzó Jesús a predicar y a decir: Arrepentíos, porque se acerca el reino de Dios.

23Recorría toda la Galilea, enseñando en las sinagogas, predicando el evangelio del reino y curando en el pueblo toda enfermedad y toda dolencia. 24Extendiéndose su fama por toda la Siria, y le traían a todos los que padecían algún mal, a los atacados de diferentes enfermedades y dolores y a los endemoniados, lunáticos, paralíticos, y los curaba. 25Grandes muchedumbres le seguían de Galilea y de la Decápolis, y de Jerusalén y de Judea, y del otro lado del Jordán.

Sagrada Biblia. Nacar-Colunga (1.944) 

“Palabra del Señor”

“Gloria a ti Señor Jesús”

Meditación:

Jesús sufre por Juan Bautista

Tú, sacerdote, ¡no estás solo!, Jesús sufre por ti, la Iglesia sufre por ti, cuando algunos te calumnian, cuando tantos se burlan de ti por haber decidido entregar tu vida, toda tu vida, al servicio fiel de la Iglesia, de obedecer al Obispo, de seguir al Papa. ¡No estás solo en tu sufrimiento! La Iglesia llora contigo, sufre por ti y reza para que nada malo te pase.

El sacerdote es muy amado por todos los buenos católicos, por Dios mismo, Dios Uno y Trino.

P. Jesús
© copyright