Saltar al contenido

13 de febrero de 2020

Jueves 13 de Febrero de 2.020

Tiempo Ordinario/5º

Misal virtual de hoy AQUÍ

Evangelio:

San Marcos 7, 24-30

La fe

24Partiendo (Jesús) de allí, se fue hacia los confines de Tiro. Entró en una casa, no queriendo ser de nadie conocido; pero no le fue posible ocultarse, 25porque luego, en oyendo hablar de Él, una mujer cuya hijita tenía un espíritu impuro entró y se postró a sus pies. 26Era gentil, sirofenicia de nación, y le rogaba que echase al demonio de su hija. 27Él le dijo: Deja primero hartarse a los hijos, pues no está bien tomar el pan de los hijos y echarlo a los cachorrillos. 28Pero ella le contestó, diciendo: Sí, Señor; pero los cachorrillos, debajo de la mesa, comen de las migajas de los hijos. 29Él le dijo: Por lo que has dicho, vete; el demonio ha salido de tu hija. 30Y, llegada a casa, halló a la niña acostada en la cama y que el demonio había salido.

Sagrada Biblia. Nacar-Colunga (1.944) 

“Palabra del Señor”

“Gloria a ti Señor Jesús”

Meditación:

La fe

El que tiene fe en Jesús, en que es Dios y todo lo puede, recibe de Jesús, Dios, lo que con fe le pide insistentemente. La insistencia demuestra la fe. La persona que abandona rápidamente la oración, o sus cosas y deseos, es que no tiene una fe fuerte, y hay que tener fe para recibir de Dios los milagros que da a todos. Y cuantas más personas de fe recen para un gracia que desean de Dios, ¡mejor!

Si sufres, si tienes penas, dolor, reza y pide a personas de fe, que recen por tu santa intención, para que Jesús, Dios, tenga misericordia y haga, con todas las oraciones que van a Dios, un milagro de Amor, porque Dios ama y da siempre a quien se lo pide con fe. ¡Es de fe!

Reza, y que recen por ti, amigo, y tú reza por los demás, a Jesús, a Dios, y Dios obrará milagros de amor, por la fe en acción, por la santa oración.

P. Jesús
© copyright