Saltar al contenido

11 de enero de 2020

Sábado 11 de Enero de 2.020

Tiempo Navidad /3º

Misal virtual de hoy AQUÍ

Evangelio:

San Lucas 5, 12-16

Ve a Dios

12Estando en una ciudad, un hombre cubierto de lepra, viendo a Jesús, se postró de hinojos ante Él y le suplicó, diciendo: Señor, si quieres, puedes limpiarme. 13Extendiendo Él la mano, le tocó, diciendo: Quiero, sé limpio. Y luego desapareció la lepra. 14Y le encargó: No se lo digas a nadie, sino vete y muéstrate al sacerdote y ofrece por tu limpieza lo que prescribió Moisés, para que les sirva de testimonio. 15Cada vez se extendía más su fama, y concurrían numerosas muchedumbres para oírle y ser curados de sus enfermedades, 16pero Él se retiraba a lugares solitarios y se daba a la oración.

Sagrada Biblia. Nacar-Colunga (1.944) 

“Palabra del Señor”

“Gloria a ti Señor Jesús”

Meditación:

Ve a Dios

Estamos de acuerdo, sí, los dos, tú y yo; Dios existió desde siempre, Dios impulsó a todo, a hacerse tal y como lo planeó Dios. Dios hace planes y otros los cumplen, y se obra la voluntad de Dios.

¡Vaya, cuántos habéis venido hoy!

Pero te veo a ti, sí, a ti, que estás enfermo, que sufres y quieres un milagro; ¡los milagros los hace Dios!; orar por ti, amigo-a, que sufres tanto, lo pueden hacer todos los que quieran; ¡ya oigo las primeras oraciones de los que te aman tanto!, sí, esos que te han hablado de mí, de que soy un buen sacerdote, y que hago unas homilías distintas; incluso sé que a algunos les recuerdo a Jesús, Dios, eso dicen de mí, sí, lo sé, pero ellos no vieron a Jesús en persona, ¿cómo lo saben, pues?…

Amigos, os propongo un pacto, no de esos de sangre, que salen en alguna película, sino un acuerdo entre amigos, sí, entre tú y yo; ¿qué te parece si empezamos a cambiar al mundo para mejor, con un pacto de amistad con Dios?; ¿qué tal si oramos más y mejor?…

Como ves, no sólo debes rezar por ti, también por los demás. ¿Pacto?… ¿pactamos? De acuerdo. Entonces, te espero mañana para proponerte algo aún mejor que lo que te he propuesto hoy. ¡Hasta mañana, amigo-a!

P. Jesús
© copyright