Saltar al contenido

11 de diciembre de 2019

Miércoles 11 de Diciembre de 2.019

Tiempo Adviento /2º

Misal virtual de hoy AQUÍ

Evangelio:

San Mateo 11, 28-30

Tú, ve a Jesús. Sé que estás fatigado.

(Jesús tomó la palabra y dijo): 28Venid a mí todos los que estáis fatigados y cargados, que yo os aliviaré. 29Tomad sobre vosotros mi yugo y aprended de mí, que soy manso y humilde de corazón, y hallaréis descanso para vuestras almas, 30pues mi yugo es blando, y mi carga ligera.

Sagrada Biblia. Nacar-Colunga (1.944) 

“Palabra del Señor”

“Gloria a ti Señor Jesús”

Meditación:

Tú, ve a Jesús. Sé que estás fatigado.

Entonces, para ir a Jesús, tú que estás fatigado, ¿cómo lo tienes que hacer?…

Asiste a Misa, ve a Comulgar. Allí está Jesús, esta es la realidad, la Verdad.

Dios está en el Pan y en el Vino consagrados. Es de fe.

Si estás fatigado, ve, asiste a la Santa Misa y, después de confesarte, si tienes pecados, ve a comulgar, y recibirás a Dios, Jesús. El sacerdote te lo entrega, y tu fe le acepta, para vivir el abrazo que Cristo, que Jesús te da, cuando comes el Pan, Pan de vida eterna, porque por creer, por saber y creer que Dios, Jesús, está vivo en la Eucaristía, y tú recibirle libre de pecado, por haberte confesado, te unes a Dios, y Dios está contigo, hijo.

Las fatigas se comparten con Jesús, Dios, y las alivia, te da su alivio en la Eucaristía.

Cree, vive la fe y disfruta del Amor de Dios, del Dios vivo, que vive en la Sagrada Hostia Consagrada. Es de fe. Cree y vive tu fe, y recibe de Jesús, Dios, la Paz, pero acude a Él, a Dios, limpio de pecado, habiéndote confesado y teniendo el propósito firme de no volver a pecar; entonces, Dios te podrá Amar, porque Dios vive. Dios vive en la Eucaristía, le recibes en la Comunión y después de una buena confesión.

Ve a Dios, a Jesús, y descansa.

P. Jesús
© copyright