Saltar al contenido

24 de marzo de 2018

Sábado 24 de Marzo de 2.018

5.º de Cuaresma

Misal virtual de hoy AQUÍ

Evangelio:

San Juan 11, 45-54

Resolución del Consejo

45Muchos de los judíos que habían venido a María y vieron lo que había hecho Jesús (la resurrección de Lázaro) creyeron en Él; 46pero algunos se fueron a los fariseos y les dijeron lo que había hecho Jesús. 47Convocaron entonces los príncipes de los sacerdotes y los fariseos una reunión, y dijeron: ¿Qué hacemos, que este hombre hace muchos milagros? 48Si le dejamos así todos creerán en él y vendrán los romanos y destruirán nuestro lugar santo y nuestra nación. 49Uno de ellos, Caifás, que era sumo sacerdote aquel año, les dijo: Vosotros no sabéis nada. 50¿No comprendéis que conviene que muera un hombre por todo el pueblo y no que perezca todo el pueblo? 51 No dijo esto de sí mismo, sino que, como era pontífice aquel año, profetizó que Jesús había de morir por el pueblo, 52y no sólo por el pueblo, sino para reunir en uno todos los hijos de Dios que están dispersos. 53Desde aquel día tomaron la resolución de matarle.
54Jesús, pues, ya no andaba en público entre los judíos; antes se fue a una región próxima al desierto, a una ciudad llamada Efrem, y allí moraba con los discípulos.

Sagrada Biblia. Nacar-Colunga (1.944) 

“Palabra del Señor”

“Gloria a ti Señor Jesús”

Meditación:

Resolución del Consejo

A ti católico, a ti te lo digo: no tengas miedo de ninguna otra religión ni filosofía ni política, no sea que, por miedo, quites la libertad de otros, sí, incluso esa libertad de hacer el mal. Tú haz el bien y enseña a hacer bien, y confía en Dios. Recuerda que Dios quiere que el trigo conviva con la mala hierba; no te hagas dios y dañes a nadie por miedo. Lucha por el bien del mundo, sirviendo al mundo, haciendo el bien y propagando el bien, y deja que los necios y los malos, los ignorantes y todos, hagan uso de su libertad, porque por ella se les juzgará, y por la tuya también; y si utilizas medios malos para conseguir eso que dices que es un bien, y que es que todos sean creyentes de tu fe y practiquen la misma, entonces, no sirves, no eres esclavo sino que te haces dueño de los demás, de su libertad; y la Iglesia es ante todo, Santa.

No hagas mal a nadie, ni tampoco a ti mismo; apártate de los que no hacen cosas buenas, y sé bueno, sé buena. Deja que Dios venga en el día de la siega; no siegues tú, ni tampoco te unas al mal; sé bueno, no neutral, sino sé bueno siempre, porque Dios es bueno, porque Jesús siempre hizo el bien. Imita a Dios y ámale con todo tu corazón.

No estamos en tiempos de Navidad, pero también en Cuaresma, hay que amar a los demás.

P. Jesús

© copyright